Archivo de la etiqueta: ley de la atraccion

Gregg Braden Parte 1 de 3


Entrevista realizada a Gregg Braden, durante su participación en la película de Louise Hay, “Usted Puede Sanar su Vida”. Científico investigador, que ha unido el mundo de la ciencia con el espiritual, nos da varias pistas para nuestro despertar y expansión de consciencia. Autor de varios libros, entre ellos “El efecto Isaías” y “El tiempo fractal”, entre otros.
Más información sobre él en:
http://antidoto-conciencia.blogspot.com/2009/07/gregg-braden-y-el-salto-cuant
http://www.greggbraden.com/


Afirmaciones de prosperidad


“Mi conexión con el universo es perfecta y en armonía divina ”

“Todo lo que ocurre en mi vida, sucede en el momento adecuado”

“Empiezo a partir de hoy una nueva vida llena de prosperidad, amor y abundancia. Prosperar es maravilloso”

“El universo me entrega lo que requiero, confío en mis sueños y los hago realidad”

Niveles de vida


Haz lo que realmente te gusta hacer, cumple los sueños de tu alma, interioriza en lo más profundo de tu ser y conócete, busca y descubre tu esencia, incursiona en aquellos lugares que has dejado de visitar y ve al encuentro con tu yo.

Descubre todas tus luces, tus virtudes o dones, así como tus sombras, tus miedos y defectos para cultivar los primeros y luchar con los segundos que te permitirán crecer y ser.

Los Nueve Niveles de Vida te permitirán alcanzar tus sueños y ser un individuo pleno y próspero.

“Muchos anhelamos entender el todo; otros queremos comprender el mágico tránsito de lo que ocurre en una vida que ya está conformada por lo más maravilloso que eso significa: ser ella misma. ¡la vida, única y perfecta!¨”.
Alfonzo León. Arquitecto de Sueños

El Feng Shui nos enseña los Nueve Niveles de Vida que permitirán alcanzar el Éxito, al armonizar estos nueve niveles, lograremos consolidar la prosperidad, felicidad y bienestar en nuestra vida.

  • Misión de vida.
  • Amor y las relaciones.
  • La integración.
  • Riqueza y fortuna.
  • El bienestar de tu cuerpo y alma.
  • Agradecimiento conexión con Dios.
  • Hijos y creatividad.
  • Sabiduría.
  • Éxito y reconocimiento.

Misión de Vida (1er nivel de vida).
Profesión

Cual es mi misión de vida, mi don, que he venido a hacer en este mundo, en este momento, cuál es el propósito, que me hace feliz?
Aquello para lo que hemos nacido es aquello en lo que somos felices trabajando. Siempre hay algo para lo que tenemos cualidades innatas y con lo que nos sentimos completamente útiles, realizados y felices, nuestro talento natural. Cuando nos dedicamos a desarrollar nuestro propósito, cuando trabajamos en aquello para lo que estamos hechos, la vida es fácil, vivimos en abundancia y el universo conspira para otorgarte lo necesario para llevarlo a cabo

Nosotros tenemos el derecho por ley divina de ser lo que queremos ser, el universo entero nos dá la oportunidad de evolucionar todo lo que queramos en cualquier momento. El universo es perfecto y su abundancia es infinita, nos será otorgado lo que pidamos, consciente e inconsciente, lo bueno o lo malo, la felicidad o la adversidad, la salud o la enfermedad, sólo uno es responsable de su vida y de lo que encomendamos a la energía universal, a lo omnipotente. (Ley de la atracción)

Cuando niños, desde el primer momento, fuimos consagrados con un don, una cualidad, virtud o habilidad, cuando logras reconocer tu misión de vida, no importa lo hecho hasta ese momento, al conectar con tu don aparece el camino hacia la evolución espiritual y personal. En oportunidades, esa realización o despertar se ve cegado por convencionalismos sociales, por el qué dirán, por razones económicas y miedo, hay que dejar a un lado todo aquello que bloquee tu realización, empieza preguntándote a tí mismo, ¿qué me gusta hacer?, ¿qué es lo que me hace sentir más feliz?, siempre surgirán respuestas, bueno es anotar cada una, anotar cada pensamiento y sentimiento de aquello que surge como posible misión.

La actitud ante nuestra búsqueda, ante nuestro objetivo de vida, es muy importante; constancia y dedicación, son fundamentales para alcanzar los sueños.

Consagraciones por Feng Shui

En el Feng Shui, el conocimiento, la carrera o la profesión, se consagran en la coordenada Norte, el elemento que lo representa es el agua, y los colores azul y negro, simbolizan la profundidad del pensamiento y la concentración.

Amor y Relaciones (2do nivel de vida)


Hay personas muy prósperas en sus profesiones que han hallado su misión de vida, han logrado descubrir su talento y explotarlo al máximo, pero se convierten en seres solitarios con dificultades para relacionarse con los demás, a veces egoístas, que no han logrado pasar al segundo nivel de vida, abrir su corazón para recibir y dar amor.

El amor empieza por uno mismo, si no te amas, no podrás sentir amor por los demás, debemos amarnos por lo que somos, por nuestra historia, por nuestras experiencias, buenas y malas, conocernos a nosotros mismos primero, reconocer nuestros miedos e inseguridades, para enfrentarlos y superarlos, y de esta manera cambiar nuestra frecuencia energética. Al conocer nuestros miedos, de manera consciente, entendemos mejor lo que atraemos a nuestra vida, nada ocurre sin que nosotros lo hayamos atraído o manifestado a nuestra existencia. Por la ley de la atracción, somos como un imán y atraemos a nuestra vida, todo aquello que esté en la misma sintonía, con buenas o malas frecuencias.

Las circunstancias difíciles que se nos presentan son una lección, la cual debemos reconocer y superar, para de esta manera procurar no tropezar nuevamente con la misma piedra. Errar es de humanos, perdonar es divino y rectificar es de sabios. Todo en esta vida es un aprendizaje.
Reconocer, agradecer y perdonar son acciones que nos permitirán alcanzar el segundo nivel de vida. Reconocer nuestras sombras, agradecer por lo que somos y tenemos y perdonar, nos permitirá cerrar ciclos y evolucionar en el camino hacia el amor.

Amar nuestra historia, es amar nuestros antepasados, honrar a nuestra familia. Nuestros padres, son la primera experiencia de amor, gracias al milagro de su unión, nosotros somos y existimos, nuestros progenitores son el primer ejemplo, ellos influyen en cómo es nuestra relación con el amor.

Como reconocernos a nosotros mismos, igual de importante es reconocer los sentimientos, necesidades, virtudes y defectos de las personas amadas, el conocimiento surge de la comunicación, el diálogo permanente, en donde la escucha ha de partir del interés por el otro. Ser justos en el trato con los demás es adecuarnos a las circunstancias y necesidades que se vayan presentando en el curso de nuestra relación con ellos.

En todas las relaciones, incluyendo la de pareja, es importante aceptar que cada individuo es único y es un mundo en particular, con sus propias experiencias. El respeto y la tolerancia es una forma sublime de amor, al aceptar a los demás tal y como son, estamos entregando lo mejor de nosotros mismos.  Es común en las relaciones de pareja, pretender amoldarla a nuestra conveniencia y necesidades, en una relación de pareja sana, las vidas de cada uno han de ser respetadas y aceptadas por el otro, el hecho de vivir en pareja, no implica atropellar su espacio, la territorialidad es importante para fomentar la convivencia y el compañerismo.

“Mientras más sano mi alma, más progreso en la vida. Cuanto más reconozco mis sombras, más me acerco a la luz.”
Alfonso León. Arquitecto de sueños.

“Amo y pienso en grande, todo está dado para mí.”
Alfonso León. Arquitecto de sueños.

La Ley de la Atracción


La Ley de la Atracción

Todo lo que la humanidad ha logrado fue primero un pensamiento en la mente de alguien. 

Los iguales se atraen. Pensamientos, emociones, palabras y acciones negativas atraerán situaciones negativas. Pensamientos, emociones, palabras y acciones positivas, atraerán situaciones positivas. 

Todo en el universo es energía, nunca puede ser creada ni destruida. Siempre fue, siempre ha sido, todo lo que ha existido, siempre existe, se mueve y se transforma, de esta manera, nosotros como parte de un TODO incognoscible e infinito, creados a imagen y semejanza del mismo, tenemos la capacidad y responsabilidad de pensar, concebir y crear nuestro propio mundo finito. Seguir leyendo La Ley de la Atracción